Category Archives: Paseando

Houston Daytrip: Kemah

Houston Daytrip al Kemah Boardwalk

Algunos fines de semana o días feriados comienzan lentos, con mañanas que avanzan despacito mientras recibimos Pirulingos en nuestra cama, vemos algo de tele, preparamos unas ricas arepas de desayuno y cada quien va encontrando un lugar y una actividad qué hacer… sin planes y sin prisa. Muchas mañanas comienzan así y nos encantan, cuando no tenemos nada qué hacer y estar un rato en pijamas se presenta como el mejor plan.

Otras veces queremos hacer algo, y sabemos que debemos luchar contra la mañana slow que siempre se presenta tan tentadora. Cuando queremos salir no podemos descuidarnos si queremos hacerlo a una hora decente porque ¡cómo nos cuesta estar listos y salir temprano!

LEER MÁS

comparte

Nuestro Viaje a Disney World

Nuestro Viaje a Disney | criandoando.com

Nuestro Viaje a Disney | criandoando.com

Hace exactamente 2 años aprovechamos el break de Thanksgiving para ir a Walt Disney World por primera vez con los Pirulingos: Ashio y Eugenia porque yo estaba embarazada de 6 meses de Cristobal.

Fue un viaje planificado un poco a última hora porque de repente pensamos que era la oportunidad perfecta de ir a Disney con Ashio y Eui en unas edades perfectas para disfrutarlo muchísimo y vivir toda la magia y aprovechar porque al nacer Cristobal pasaría algún tiempo ates de poder ir, esperando al menos que tuviera edad de emocionarse, reconocer personajes y disfrutar las atracciones de los más chiquitos.

LEER MÁS

comparte

Mis razones para enviar a Ashio al camp La Llanada Tx y las suyas para querer repetir

 

Hace ya 4 meses que Ashio regresó de Camp La Llanada Tx y todavía su experiencia de dos semanas de Sleep Away Camp está super presente en nuestra casa: canta las canciones, Eugenia ya se las sabe todas de memoria, revive momentos que vivió con sus amigos o guías, recuerda juegos o actividades y sueña con volver a montar caballos.

Han pasado 4 meses y estamos en cuenta regresiva para el próximo verano. Él sabe que quiere repetir y yo quedé tan feliz con la experiencia que también estoy clara de mandarlo de nuevo y en 2018 es casi seguro que Eugenia se una a la experiencia.

Muchas personas me preguntan del camp, de la decisión de mandar a sus hijos que sin duda es la parte más difícil…. Cuando nos decidimos a regalarles esa experiencia lo demás viene en bajada… después la experiencia los gana en aventuras, en independencia, en hacer amistades, en aprender actividades nuevas, en superar miedos, en ganar cultura y practicar el español.

LEER MÁS

comparte

Carta a mi hijo que se fue 2 semanas de campamento

Ashio en el campamento La Llanada

 

Querido Ashio, mi chiquitín, cómo estás?

Me siento a escribirte con una mezcla de sentimientos en mi pecho. Estoy feliz de ver todo lo que estas haciendo, de ver cómo sonríes en cada actividad y de reconocer tus expresiones de emoción en cada foto. Quiero que sepas que el momento en que recibimos las fotos es nuestro rato favorito del día. Las vemos, las analizamos intentando descifrar qué sucedía, lo que pensabas o sentías en ese momento… Son una ventana a ese mundo que vives sin nosotros, a esa independencia que tu descubres y nosotros aprendemos a transitar.

Te extraño muchísimo. Tu presencia, tu alegría, tus gritos y tus chistes hacen falta horrores en esta casa. Cristobal te llama todos los días, no ha dejado de repetir “ashio, ashio” con su voz dulce tratando de encontrarte, no se olvida de tí porque seguro extraña tus juegos y los abrazos apretados que le das. Eugenia fantasea con tus aventuras en el camp y se pasea por la idea de irse contigo el año que viene pero te confieso que este tiempo sin ti le ha regalado una ventana a un mundo de más atención y consentimientos que también esta disfrutando. Pero a pesar de disfrutarlo quiere que regreses pronto y el otro día entre risas y llanto me dijo que le hacías mucha falta para defenderla de los juegos de Papi…

LEER MÁS

comparte

Miami: Pérez Art Museum

En pleno mes de enero nos fuimos de vacaciones… apenas 2 semanas después del break de Navidad, hicimos nuestras maletas y nos fuimos a Miami. Fue un viaje para estar con la familia que a veces es difícil estar, para que Andres estuviera con sus dos hermanos. Son las cosas que tiene vivir lejos que hay que adaptarse a las agendas y hacer el esfuerzo para verse.

Pero aprovechamos de pasear, disfrutar unos días de clima fresco y visitar muchos amigos.

Uno de los planes que tenia super pendiente era ir Museo de Arte Contemporáneo Pérez Art Museum Miami. Me lo habían recomendado varias veces, había visto fotos y tenía expectativas bien altas… Y en persona se superaron con creces. Es un lugar precioso, nada más el edificio y la arquitectura tiene mucho encanto: mucho concreto, mucho verde, unos helechos que guindan del techo y unos corredores externos con vista al mar y muchas palmeras… un aire tropical que no se lo quita nadie.

LEER MÁS

comparte